Home

Diario YA


 

EL PAPA CELEBRA MISA EN JORDANIA

"Nunca os olvidéis de la gran dignidad que deriva de vuestro legado cristiano"

Redacción Madrid. 10 de mayo. En su tercer día de gira por el Medio Oriente, el Papa Benedicto XVI celebró una misa en árabe y latín para miles de católicos jordanos en el estadio de fútbol de Amán. A la liturgia asistieron cientos de niños vestidos de blanco que ondeaban banderas de Jordania y el Vaticano, y que rodeaban la plataforma donde el Pontífice ofició la misa.
 
Desde la última visita papal de Juan Pablo II en 2000, la situación para la reducida minoría católica se ha empeorado considerablemente. Muchas familias católicas han emigrado, por lo que Benedicto XVI hizo un llamamiento a los niños que recibieron la primera comunión y a las familias católicas que permanecen en Jordania a que aprecien los valores que les da su religión y continúen colaborando al bienestar social de este país de abrumadora mayoría musulmana. "Nunca os olvidéis de la gran dignidad que deriva de vuestro legado cristiano, no dejéis de percibir la amorosa solidaridad de todos vuestros hermanos y hermanas en la iglesia en todo el mundo", pidió el Papa.
 
Aunque el domingo es un día laboral en Jordania, nuestro corresponsal dice que para los católicos se declaró un día festivo para permitirles asistir a la misa papal. Las misas en las más de 50 parroquias del país fueron canceladas para incrementar la asistencia a la celebrada por el Papa. Sin embargo, el estadio no estuvo al máximo de su capacidad.
 
El día anterior, Benedicto XVI había condenado lo que llamó "la manipulación ideológica" de la religión. En un discurso dirigido a los líderes musulmanes locales reunidos en la mezquita Rey Hussein, la más grande de Jordania, el Papa sugirió que esta manipulación - provocada a veces con fines políticos- contribuye a generar división, tensión y violencia.
 
El Papa también exhortó a los líderes musulmanes a trabajar de cerca con la pequeña comunidad cristiana en Jordania. Y es que el acercamiento del Papa, que durante su visita acudió a la nueva mezquita Rey Hussein, es otra señal de que la Iglesia Católica desea enmendar los lazos rotos en sus relaciones con el mundo musulmán.
 

La próxima parada de Benedicto XVI será Betania,al otro lado del río Jordán donde, según la tradición cristiana, Cristo fue bautizado. En este sitio los arqueólogos han encontrado evidencia de cuevas y pilas bautismales que datan de los períodos romanos y bizantinos. Cerca del lugar se han iniciado la construcción de varios templos de diferentes denominaciones cristianas y el Papa colocará las piedras angulares para dos iglesias católicas. 

Etiquetas:benedicto XVI